Mendoza sin dudas es uno de esos destinos privilegiados cuando de visitar Argentina se trata. Y, por si fuera poco, sobran razones para considerarla entre las ciudades más gay friendly del interior del país. Aquí te damos cinco argumentos de peso para que conozcas Mendoza en tu próximo viaje.

Buenos Aires es una de las ciudades mejor posicionadas en el mundo para el turismo en el sector LGBT. Sin embargo, muchos viajeros y viajeras que visitan la Argentina no se conforman con conocer su capital, pues saben que más allá de la bella ciudad porteña, existen innumerables destinos que vale la pena conocer. Con una exquisita combinación de paisajes montañosos, una ciudad con mucha movida cultural, deportes extremos y los más deliciosos vinos, la provincia de Mendoza es en la actualidad uno de los destinos favoritos del turista gay friendly, junto con otros lugares como Rosario (Santa Fe), San Carlos de Bariloche (Río Negro) o Mar del Plata (Buenos Aires). ¿Por qué?

1) Sus increíbles paisajes

Por supuesto, basta con ver una postal de Mendoza para enamorarse de sus montañas, ríos y vegetación (con sus árboles sembrados a puro esfuerzo humano, ya que la zona es naturalmente muy árida). Situada junto a la Cordillera de los Andes, que separa la Argentina de su vecina República de Chile, Mendoza ofrece las condiciones ideales para visitarla en cualquier momento del año: en invierno, las cumbres se llenan de nieve y atraen a los esquiadores, que encuentran en localidades como Las Leñas innumerables servicios e infraestructura para disfrutar tanto del esquí como de otros deportes invernales. Claro que si prefieres algo más tranquilo, también puedes relajarte en un baño termal en alta montaña. En verano, el clima cálido, pero seco, permite disfrutar de paseos al aire libre, largas caminatas en las orillas de los ríos y embalses, cabalgar o hacer trekking, acampar bajo las estrellas y divertirse realizando deportes extremos como kayak, rafting, tirolesa, rappel o andinismo.

2) El sabor único de su cocina y sus vinos

Como cualquier destino turístico, Mendoza abunda en propuestas gastronómicas. Se destaca sobre todo el asado (típica comida argentina) y las carnes en general, pero se puede comer también una gran variedad de cocina internacional. El producto mendocino por excelencia es el vino: las condiciones climáticas y el suelo de la provincia han favorecido la producción de viñedos en distintas variedades. Una vez en Mendoza, no dejes de visitar una bodega (o varias) y de hacer una degustación de los vinos típicos de la región. Puedes acompañarlos por algún chocolate o por exquisitos quesos y fiambres.

3) Política gay friendly en la provincia

Todo esto suena genial pero, ¿por qué Mendoza se promociona como un destino LGBT? No es casual que una tercera parte de sus visitantes pertenezcan a este sector. La provincia participó activamente de la iniciativa de promover el matrimonio igualitario y ofrece la posibilidad de un casamiento express a los residentes transitorios: con solo 5 días en la provincia, ya puedes celebrar tu boda con todas las de la ley. En esto se diferencia de otros destinos, que exigen alrededor de un mes y medio de permanencia para permitir el enlace. De acuerdo con Pablo De Luca, el presidente de la Cámara de Comercio Gay Lésbica de Argentina, esta fue la primera provincia argentina en incorporar esta política, y esto, por supuesto, la ha ayudado a promover el turismo.

4) Alojamiento y movida nocturna

La sociedad acompaña con una visión abierta hacia las diferencias, y en toda la provincia podrás encontrar hoteles y otros alojamientos que se promocionan como gay friendly. Y para divertirse a la noche, la ciudad (y el “gran Mendoza”, como se conoce la zona de los suburbios) también ofrece propuestas, como la discoteca Queen Disco, una de las que más años tiene al servicio de la comunidad gay.

5) Variedad de eventos

En Mendoza también se realiza la Marcha del Orgullo, y por supuesto encontrarás conciertos, espectáculos gratuitos, eventos deportivos y mucho más… pero si tienes que elegir un momento en particular del año, te recomendamos especialmente que no te pierdas la Fiesta de la Vendimia Gay. Suele realizarse en el Centro de Congresos y exposiciones de la Ciudad de Mendoza, Auditorio Ángel Bustelo, durante el mes de marzo. Allí se eligen los reyes y las reinas de la vendimia, se baila, se festeja y se asiste a un despliegue de artistas de primer nivel: bailarines, vedettes, actores y actrices, DJs que divierten al público durante horas… y la fiesta no termina en el auditorio sino que suele ser la excusa de todos los mendocinos para seguir celebrando la vida, la alegría y la diversidad.
Estas son solamente algunas de las razones por las que vale la pena visitar Mendoza. ¡No dejes de conocer esta maravillosa provincia y recibir el abrazo de su gente!

Fuentes:
http://www.mendozaunlugar.com.ar/aventura.html
http://mendozaextremo.com/
http://turismo.perfil.com/16955-mendoza-gayfriendly/
http://archivo.losandes.com.ar/notas/2012/7/27/mendoza-promociona-como-destino-gay-friendly-657025.asp
http://www.welcomeargentina.com/fiesta-vendimia/vendimia-gay.html

DEJA UNA RESPUESTA